Embarazo semana 29 a semana 32

Veintinueve semanas de embarazo

Embarazo semana 29 a semana 32

Embarazo semana 29 a semana 32

Estás en la semana veintinueve de embarazo y el bebé ha crecido. Tu embarazo progresa y el bebé disfruta de la música que escucha.

Veintinueve semanas de embarazo: ¿dónde está el bebé?

La semana veintinueve de embarazo empieza a ser agobiante. El bebé mide 36 cm y pesa 1,4 kg. Se mueve mucho menos. Sus ojos están abiertos pero sólo perciben las variaciones de la luz porque sus retinas aún no están activas. Sus sentidos se van desarrollando lentamente. En cuanto a sus oídos, percibe mejor el sonido.

Disfruta de este período de embarazo para hacerle escuchar música y hablar con él. Anima a papá a que esté en contacto con el bebé.

A partir de la semana veintinueve de embarazo, el líquido amniótico sufre modificaciones en el sabor de acuerdo a tus comidas. Por lo tanto, asegúrate de elegir los alimentos adecuados para ti y el bebé. Otro cambio en la vida del bebé: la aparición de surfactante, una sustancia secretada por los pulmones muy útil para su adecuada respiración.

29 semanas de embarazo

Imágen tomada de espanol.babycenter.com

Semana 29 de embarazo: ¿y el cuerpo de la madre?

Durante esta semana veintinueve de embarazo, el tamaño de tu útero continúa aumentando. Tu corazón late más rápido y seguramente te sentirás muy cansada. Trata de disfrutar de momentos de tranquilidad para descansar o dormir.

A partir del séptimo mes de embarazo, es posible que el líquido fluya de tus pezones. No te alarmes, es el calostro, el precursor de la leche líquida.

Mantente alerta, especialmente en esta etapa de embarazo, ya que algunas bacterias pueden atravesar la barrera de la placenta y afectar a la salud del bebé. Ten cuidado de no enfermarte. La homeopatía puede ser una buena solución para protegerte contra virus y otras enfermedades.

Embarazo de 29 semanas: los pasos

Visita a tu ginecólogo durante la semana veintinueve de embarazo. En el programa: un examen general y obstétrico, doppler, análisis de orina y sangre para verificar el nivel de glucosa en la sangre y de albúmina, y un pequeño chequeo del corazón del bebé.

Te puede interesar:  Embarazo semana 9 a semana 12

Nada mejor para asegurarte de que todo va bien y verificar que no has contraído la toxoplasmosis desde tu última evaluación. Tu médico te prescribirá tu tercer ultrasonido.

Por último, disfruta de esta semana de embarazo para comprar la cuna del bebé.

Embarazo semana 29: ¿lo sabías?

Busca el personal, los profesionales de primera infancia, procurando que cumplan una serie de criterios de seguridad.

Treinta semanas de embarazo

En esta semana de embarazo, el bebé puede haber adoptado su posición final. También, puede haberse colocado al revés pero no es preocupante. Tu vientre está redondeado en esta etapa del embarazo. Si Tu médico lo considera necesario, te recetará una licencia médica.

30 semanas de embarazo

Imágen tomada de espanol.babycenter.com

Treinta semanas de embarazo: ¿dónde está el bebé?

Tu bebé ahora mide 37 cm y pesa alrededor de 1,5 kg. Puede que se coloque con la cabeza hacia abajo para estar listo para salir. Le verás, claramente, en una ecografía esta semana. Por otro lado, su piel comienza a suavizarse semana tras semana. Su pelo, pestañas y cejas siguen creciendo.

Ya es capaz de tragar, hacer movimientos de succión, y los gestos que sean necesarios.

Durante el séptimo mes de embarazo, el cerebro del bebé continúa su desarrollo intensivo y hace grandes movimientos que distorsionan tu abdomen. Si no le gusta la posición en que te encuentras, no va a dudar en moverse en todas las direcciones para que lo entiendas. Tu bebé entra en la etapa de prematuridad extrema.

Semana 30 de embarazo: ¿y el cuerpo de la madre?

Durante el séptimo mes de embarazo, tu abdomen continúa creciendo. Con un poco de suerte, el bebé se colocará un poco más hacia abajo y experimentarás menos ardor de estómago y te cansarás menos. Por contra, el bebé se coloca en tu perineo.

Desde la semana treinta de embarazo, se pueden sentir las contracciones de Braxton Hicks. Son menos dolorosas que las contracciones reales. Suelen durar unos treinta segundos y no son regulares. No te preocupes, son tan normales como transitorias. Si persisten, no dudes en consultarlo con el profesional que te sigue.

Embarazo de 30 semanas: los pasos

Seguramente harás esta semana la última ecografía antes del nacimiento. Tu bebé es demasiado grande para verle entero. La próxima vez que veas a tu hijo, no será en un monitor, sino en tus brazos.

El médico puede notar que tu fatiga requiere una licencia médica. Sigue sus recomendaciones y aprovecha para descansar. Esta licencia se prescribe, sobre todo, si el embarazo es riesgoso (amenaza de parto prematuro o aborto involuntario, presión arterial alta, diabetes gestacional…). Puede durar un período de catorce días, consecutivos o no.

Por otra parte, prepara la habitación del bebé no vaya a ser que se adelante.

Te puede interesar:  Embarazo semana 37 a semana 40

Embarazo semana 30: ¿lo sabías?

El exceso de ganancia de peso, edema, hipertensión, hinchazón de manos, pies o cara, pueden ser signos de preeclampsia. Esta enfermedad puede aparecer en el tercer trimestre del embarazo y puede tener graves consecuencias sobre la salud de su bebé, tales como retraso en el crecimiento. Si notas estos síntomas, consulta a tu médico.

Treinta y una semanas de embarazo

Llega tu treinta y una semana de embarazo y el bebé ya se está posicionando para salir. Tiene las rodillas dobladas, los brazos y las piernas cruzadas. El parto se acerca rápidamente.

31 semanas de embarazo

Imágen tomada de espanol.babycenter.com

Treinta y una semanas de embarazo: ¿dónde está el bebé?

En esta semana de embarazo, el bebé mide 43 cm de pies a cabeza y pesa, aproximadamente, 2 kg. En esta etapa de tu embarazo, el bebé reacciona visiblemente a los estímulos sonoros con movimientos y aceleración cardíaca.

Por lo tanto, mantente en contacto con el bebé tan a menudo como te sea posible. Por otro lado, sus pulmones se preparan para el parto mediante la secreción de un líquido que les impide la retracción.

A partir de la semana treinta y una de embarazo, el bebé está colocado, las rodillas dobladas, los brazos y las piernas cruzadas, la barbilla apoyada en el pecho. Continúa afianzando sus pequeños huesos. Asegúrate de elegir los alimentos adecuados, especialmente aquellos ricos en calcio.

Semana 31 de embarazo: ¿y el cuerpo de la madre?

A partir de la semana treinta y una de embarazo, el dormir se convierte en un verdadero problema. Tu abultado vientre te molesta más. Usa una almohada de estancamiento. Disfruta de momentos de tranquilidad para descansar y relajarte.

Por otro lado, desde el comienzo del embarazo has aumentado diez kilos. Pero, a partir de esta semana, el aumento de peso es probable que se acelere.

Embarazo de 31 semanas: los pasos

En tu octavo mes de embarazo, debes comenzar lentamente a preparar tu maleta para la maternidad. Tu embarazo continúa y el gran día se acerca rápidamente. La maleta para la maternidad es esencial para que vivas mejor tu estancia.

Prepara una bolsa de aseo, un paquete de toallas sanitarias, secador, ropa interior y otras prendas de vestir. El bebé requerirá algunas cosas: mudas, pijamas, una pequeña gorra, un saco de dormir, calcetines y un buen traje para la salida.

Embarazo semana 31: ¿lo sabías?

Semana tras semana, el embarazo continúa y aparecen nuevas molestias. Aparecieron las venas varicosas debido a la compresión de las venas de la pelvis por el feto. Para limitarlas, ten cuidado de no permanecer de pie o sentada demasiado tiempo con las piernas cruzadas, y trata de estimular la circulación sanguínea de las piernas y pies. Para ello, durante el día y la noche, recuerda que debes elevar las piernas con un taburete o cojín.

Treinta y dos semanas de embarazo

A partir de esta semana de embarazo, el bebé adopta gradualmente sus rasgos infantiles mientras tu realizas tus últimos encuentros con el médico.

32 semanas de embarazo

Imágen tomada de espanol.babycenter.com

Treinta y dos semanas de embarazo: ¿dónde está el bebé?

A partir de la semana treinta y dos de embarazo, la piel del bebé se vuelve rosada y aún está muy arrugada.

Te puede interesar:  Prueba de embarazo de orina

Ahora, el bebé mide 45 cm y pesa más de 2 kilos. Las uñas le siguen creciendo en las últimas semanas.

El bebé percibe la diferencia entre la oscuridad y la luz, y comienza a sentirse un poco estrecho en tu vientre. Te oye cada vez mejor, por lo que debes, con regularidad, seguir comunicándote con él.

Sus huesos continúan formándose (tu bebé consume gran cantidad de calcio), así como su cerebro. Por lo tanto, asegúrate de elegir los alimentos adecuados, especialmente aquellos ricos en calcio.

Sin embargo, los huesos de su cráneo no son fuertes para facilitar el parto.

Semana 32 de embarazo: ¿y el cuerpo de la madre?

Durante el octavo mes de embarazo, puedes sentir contracciones. Si son irregulares, no hay que preocuparse. Sin embargo, si son regulares, puede haber llegado el momento de dirigirse a la maternidad.

La semana treinta y dos de embarazo es un buen momento para comer sin restringir los productos que contienen calcio. El objetivo: fortalecer los huesos de tu hijo. El último trimestre es conocido por la aparición de nuevos kilos.

El flujo vaginal es más importante que durante las semanas anteriores.

En esta semana de embarazo, es muy posible que comiences a tener muchos sueños relacionados con el parto. Tu cuerpo se prepara para el momento del parto. Probablemente alternarás entre sueños divertidos y sueños angustiosos.

Embarazo de 32 semanas: los pasos

Tu licencia de maternidad está a la vuelta de la esquina. Durante esta semana de embarazo, tendrás que efectuar el sexto examen médico obligatorio. Después de esta entrevista, tu ginecólogo te entregará un certificado de trabajo que deberá ser completado por tu empleador y transmitido a la Seguridad Social.

Al igual que con otras pruebas prenatales, tu médico te pesará, tomará tu presión arterial y te hará una prueba de orina para comprobar los niveles de glucosa y albúmina. También, revisará el latido del corazón del bebé y examinará el cuello uterino. Es posible que en el examen, el médico programe una radio pélvica para asegurarse de que el bebé tiene suficiente espacio para salir durante el parto.

Embarazo semana 32: ¿lo sabías?

El embarazo es un período propicio para las infecciones por levaduras. La culpable: cándida albicans, un hongo.

Los síntomas de una infección vaginal por levaduras son, generalmente, flujo vaginal abundante y picazón. No te preocupes, estas enfermedades son tratables. Consulta a tu médico para que te recete un óvulo o una pomada.

Un pequeño consejo más: para prevenir o tratar una infección vaginal por levaduras, utiliza ropa interior de algodón y evita la ropa ajustada, como mallas.

Anterior: Semana 25 a semana 28 de embarazo
Siguiente: Semana 33 a semana 36 de embarazo

Artículos relacionados:
[Total:9    Promedio:2.9/5]
  • Dejar comentarios